ALERTA SANITARIA: Aumentan las llamadas a los Centros de Control de Envenenamiento de Texas por exposición a la ivermectina y su posible toxicidad

26 de agosto de 2021

Antecedentes

El Departamento Estatal de Servicios de Salud (DSHS) de Texas está emitiendo este aviso de salud con respecto al uso inadecuado de la ivermectina por parte del público, para tratar o prevenir la infección de COVID-19. 

En agosto de 2021, la Red de Centros de Control del Envenenamiento de Texas (TPCN) registró un aumento de más del 150 por ciento en el número de llamadas recibidas sobre exposiciones a la ivermectina en comparación con el mes anterior. Del 14 de enero al 24 de agosto, la TPCN recibió un total de 159 llamadas por exposición a la ivermectina, más del triple de las 48 llamadas que se recibieron en todo el año 2020. El mayor número de llamadas (64) ocurrió en el mes de agosto. Más de la mitad de las llamadas de 2021 (87 llamadas, el 55%) fueron de posibles exposiciones a la ivermectina tomada con la intención de tratar o prevenir el COVID-19. La mayoría de las llamadas se referían a personas que presentaban síntomas leves, pero 52 llamadas (33%) fueron de casos en que el paciente o bien estaba en camino a un centro de atención médica o había sido referido a uno, lo que indica efectos más graves.

Ivermectina

La ivermectina es un medicamento antiparasitario aprobado por la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) de los EE. UU. como tratamiento tópico para piojos y algunas enfermedades de la piel como la rosácea. También está aprobado para tratar las lombrices parasitarias (estrongiloidiasis intestinal, oncocercosis y helmintiasis) y la sarna. Algunas formas se pueden usar para el tratamiento de parásitos en animales, pero son diferentes de las formas para las personas y solo deben usarse en los animales.

La ivermectina no es un medicamento antiviral que se pueda usar para tratar enfermedades virales como el COVID-19. La FDA no ha aprobado la ivermectina para tratar o prevenir el COVID-19. Las grandes dosis de ivermectina pueden causar daños graves. 

Efectos adversos para la salud

Los efectos adversos por tomar ivermectina pueden incluir erupción cutánea, prurito (comezón), náuseas, diarrea, dolor de estómago, hinchazón facial o de las extremidades. También se han documentado efectos neurológicos como mareos, confusión y convulsiones. Además, la ivermectina puede interactuar con otros medicamentos como los anticoagulantes, provocando vómitos, presión arterial baja, reacciones alérgicas, mareos, problemas de equilibrio, convulsiones, coma e incluso la muerte.  

Recomendaciones para el público

  • Las personas deben tomar ivermectina solamente cuando se la recete el proveedor médico y tomarla exactamente como se la hayan recetado.
  • Hay usos aprobados para la ivermectina tanto en animales como en personas. Nunca use en usted los medicamentos que son destinados a los animales. Los preparados de ivermectina para animales son muy diferentes de los aprobados para los seres humanos y pueden ser muy tóxicos en los seres humanos.
  • Guarde la ivermectina fuera del alcance de los niños. Las formulaciones de ivermectina comúnmente utilizadas para caballos y otros animales tienen sabor a manzana y podrían gustarles a los niños.
  • Si está experimentando algún efecto adverso para la salud o tiene preguntas o inquietudes sobre la exposición a la ivermectina, comuníquese con su proveedor médico o a la Red de Centros de Control del Envenenamiento de Texas al 1-800-222-1222.

Información de contacto

Si tiene preguntas sobre este aviso de salud comuníquese a:

División de Vigilancia Ambiental y Toxicología del DSHS
512-776-7268
epitox@dshs.texas.gov

Recursos adicionales:

Última actualización 31 de agosto de 2021