El DSHS recuerda al público de las precauciones de salud tras el huracán Laura

Comunicado de prensa
27 de agosto de 2020

El Departamento Estatal de Servicios de Salud de Texas (DSHS) comparte estas precauciones de salud a medida que los residentes regresan a las zonas afectadas por el huracán Laura. Debido a la continua amenaza del COVID-19, los residentes deben seguir practicando el distanciamiento social y usando mascarillas al interactuar con personas que no viven en su hogar.

El DSHS insta al público a seguir todas las precauciones locales sobre el agua potable y otras medidas de seguridad y a tirar los alimentos que puedan haberse contaminado o echado a perder. Debido al riesgo de intoxicación por monóxido de carbono, los generadores de gasolina no deben utilizarse adentro.

Los funcionarios de salud recomiendan que haga lo siguiente:

COVID-19

  • Siga tomando precauciones para evitar la propagación del COVID-19, como mantenerse a seis pies de distancia de las personas que no viven en su hogar, usar una mascarilla cuando esté cerca de otras personas, lavarse las manos y desinfectar las superficies con frecuencia.
  • Póngase en autocuarentena y vigile sus síntomas durante 14 días después de salir de un refugio en el que se alojó con personas ajenas a su hogar.

Regreso a casa

  • Regrese a casa de día cuando todavía haya luz para que pueda ver mejor y detectar cualquier fuente de energía eléctrica peligrosa. No use linternas ni antorchas hasta que se confirme de que las instalaciones están libres de fugas de gas.
  • Lleve siempre zapatos cerrados en las zonas afectadas por la tormenta para reducir el riesgo de sufrir heridas punzantes o cortaduras de clavos y otros objetos filosos.
  • Las serpientes y otros animales salvajes pueden buscar refugio en las casas, vehículos y árboles y podrían estar heridos por causa de las fuertes lluvias y vientos. No toque a ningún animal salvaje. Si lo muerde o le hace daño algún animal, busque tratamiento de inmediato. Tenga cuidado con las mascotas desplazadas.

Limpieza y recuperación

  • Nunca encienda generadores eléctricos alimentados por gas ni use parrillas de gas o carbón dentro de la casa. El monóxido de carbono puede acumularse y ser mortal para quienes estén en un lugar cerrado.
  • Para evitar que se produzcan gases tóxicos, nunca mezcle blanqueador con productos que contengan amoniaco (ammonia, en inglés).
  • Desinfecte todos los muebles, objetos de madera, superficies de uso común y juguetes en las casas inundadas. Use una solución que contenga una taza de blanqueador por cada cinco galones de agua.
  • Lávese las manos con frecuencia durante la limpieza para no volver a contaminar las partes que ya había limpiado.
  • Protéjase de las picaduras de mosquitos poniéndose repelente de insectos aprobado por la EPA. El agua estancada después de una inundación puede ser un criadero de mosquitos. Drene toda el agua estancada que pueda y vacíe el agua acumulada en objeto como juguetes, macetas y platos para plantas, llantas viejas, latas y escombros de la tormenta.
  • Trate de descansar y conservar energía, y evite el estrés por calor. Las personas con afecciones del corazón y otras enfermedades deben evitar hacer esfuerzos intensos.

Agua potable

  • Las personas en zonas bajo alertas de hervir el agua y aquellas que tengan pozos privados que podrían haberse contaminado por las inundaciones deben usar solo agua embotellada, hervida o tratada, hasta que se analice el agua y se determine que no presenta un peligro.
  • Cuando hierva el agua para beber, cocinar o lavar, deje que hierva vigorosamente por lo menos un minuto y luego deje que se enfríe. Si no puede hervir el agua, desinféctela con blanqueador casero normal sin aroma mezclando un octavo de cucharita (aproximadamente ocho gotas) por cada galón de agua. Agregue el blanqueador, revuelva bien y déjela reposar durante 30 minutos.

Alimentos

  • No consuma alimentos que hayan estado en contacto con agua de la inundación.
  • Si no ha habido electricidad, los alimentos refrigerados podrían haberse echado a perder. Tire a la basura cualquier alimento que haya estado a temperatura ambiente por más de dos horas o que tenga un olor o color raro.
  • Debe lavarse las manos con jabón y agua desinfectada antes de comer o manipular alimentos, después de limpiar y después de tocar artículos contaminados por el agua de la inundación. 

-fin del comunicado-

(Contacto: Oficina de prensa del DSHS, pressofficer@dshs.texas.gov)

 

Página en inglés de la Oficina de Prensa del DSHS en Twitter

Última actualización 27 de agosto de 2020